El circo populista.

El populismo no tiene ideologías, no es socialista ni capitalista, solo posee un único interés, la busqueda del poder a como de lugar, concentrarlo y perpetuarlo. Sube con el pretexto de servir a los pobres, de atender sus necesidades, los utiliza y manipula sus esperanzas. Prostituye la democracia, utilizando todos los medios necesarios para domarla y amarrarla a la cabecera de su cama, lo cual rápidamente deriva en autoritarismo.

Al final del día, el populismo solo sirve al gobernante y a su entorno. Los abusos y la corrupción en la que caen los vuelve presos de su cada vez mayor poder, saben que la única forma de protegerse es continuar en el gobierno a cualquier costo.

SEGUIR LEYENDO

En muchos países subdesarrollados, el populismo es la principal fuente de la pobreza, mas no es su origen, y causa permanente de perdida de oportunidades. Ello no quiere decir que los problemas y las causas que los populistas esgrimen no sean reales. Generalmente, ellos han comprendido los problemas que efectivamente la gente padece en su día a día y que no encontraron la respuesta, ni la atención en anteriores gobiernos.

El caldo de cultivo de esto, las desigualdades y la sociedad de caracteriza por tener dosrasgos más que notables, estos son:

Existencia de una minoría (entre 10% y 30%) de la población con un nivel de vida aceptable en alojamiento, alimentación, salud, instrucción, posesión de bienes y proyectos para el futuro.
Una mayoría (60% a más) tiene un nivel de vida bajo pero está en gran parte alfabetizada y a través de radio, cine y TV tiene conocimiento de niveles de vida más altos. Es este nivel de manejo de información y culturización que producen los medios en estos estratos hace al sistema inestable y favorece la solución populista.

El estado de división permanece con los privilegiados dominando a los pobres.

Cuando la diferencia entre los dos grupos conlleva a la contradicción, cada grupo señala al otro que es lo que debería hacer, así se avanza a un repertorio de proposiciones, exigencias y acusaciones. Los pobres son acusados de haraganes, no ahorrativos, que no se instruyen, de vida desordenada. Los privilegiados de egoístas, corruptos y tramposos. Casi todas las acusaciones tienen una parte de verdad. Temor en el grupo privilegiado y resentimiento en el grupo marginal son los sentimientos predominantes. Lo cierto es que la situación aparece como explosiva y sin salida. El dominio tradicional de los privilegiados basado en el respeto, la tradición, la represión, la religion o la colonización entra en quiebra.

Una posibilidad de gobierno es una dictadura militar (como en Latinoamérica) o religiosa fundamentalista (como en el medio Oriente) que controle al grupo marginal. Pero la dictadura, por su despotismo, exclusivismo y arbitrariedad termina por hacerse paso y a controlar de de manera total a todos los grupos en disputa. Intolerable es el paso definitivo a la despedida de las condiciones sociales y económicas previas, pero en ella la fuente de unión entre todos los grupos.

La alternación democrática, funciona en los países industrializados porque el grupo pobre es una minoría que no sobrepasa el 20% y puede ser políticamente ignorado o llenado de subvenciones. Las enormes desigualdades en riqueza y oportunidades se mitigan porque el sistema permite un nivel de vida aceptable a la mayoría. En los países con mayoría pobre el juego de “votar por la oposición” que promete cambios y deja todo igual termina por cansar a todos y desilusionar a la gente por la política. Y acá es donde el mesías populista toma control de la situación.

No lo confiesa, pero es irrefutable: el populismo se basa en el corto plazo. No tiene ni quiere tener una visión estratégica, aunque en ocaciones lo intente, pero la falta de visión de futuro, de personal capacitado y una mala planificación lo hagan caer en vicios y contradicciones. Por eso recurre a términos como “modelos”. Ese modelo y ese socialismo no existen. Sólo existen el poder y el dinero para unos cada vez más pocos. Poder y dinero es su verdadero himno. Por dinero y por poder se llega a la aceptación de todo, en busca del blindaje que ofrece la impunidad, luchas internas entre ellos y entre los cada vez una mayor masa social que ya no distingue entre privilegiados y pobres. En los populismos decaen los valores y se enloda la dignidad. El populismo, para ganar y sostenerse, ofrece bienestar hoy (o aparente bienestar), sin importarle el mañana. Estimula el facilismo y la irresponsabilidad para conseguir adeptos, por lo cual la productividad baja. No estimula la formación de mano de obra calificada, ni estimula nuevas fuentes de trabajo. No disminuye de forma drástica la pobreza, sino que brinda a manos llenas el consuelo de la limosna, en forma de ayudas sociales, pero no les brinda las herramientas para salir de esa situación. El permanente ascenso social no es logrado por ningún populista, esa no es su verdadera intención. El líder y su aparato burocrático proclaman que se solidarizan con los pobres. Pero es mentira, porque equivaldría a su suicidio. Sin pobres el populismo fallece.

Por eso al populismo no solo hay que denunciarlo. Hay que competir con él con solidaridad y programas sociales responsables, que brinden a esa gran masa social de la cual se sostienen oportunidades, sabiendo distinguir lo que son medidas que vuelven a la gente dependiente de la ayuda estatal de lo que deben ser políticas publicas solidarias que constituyen una ayuda temporal para que quienes no tuvieron oportunidades tengan condiciones de superar la pobreza. Es el camino que han comenzado a seguir naciones como Brasil, Chile, Colombia y Mexico y que marcaron el progreso de las naciones desarrolladas del lodo y fango de calles atestadas de enfermedades.

@PeterWarrior1

Publicado el febrero 4, 2012 en TAKE A WALK ON THE WILD SIDE, Todas y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: